Anochecer en el puerto de Camelle, mientras hago las fotos pienso en esa ciudad que arde: Beirut